LA REVISTA QUE SALVA AL HOMBRE
Jeffrey Dean Morgan, con el bate en la mano

Como el legendario beisbolista caradura Ty Cobb, el actor Jeffrey Dean Morgan esperó su turno para ser llamado a escena en The Walking Dead, serie fenómeno de la cadena AMC transmitida EN COLOMBIA por FOX, que regresa este 23 octubre con su séptima temporada.

Fotografías: John Russo / Edición de moda: Fernando Fernández


En la sexta temporada de The Walking Dead (TWD), con uno de los finales más delirantes de la historia, Negan tomó su bate de béisbol, lo dirigió a uno de los 11 protagonistas de la serie y le dio un golpe que no solo le arrancó un grito de horror al reparto, sino a los millones de fans que consideran esta serie de televisión apocalíptica la mejor en la pantalla.

Resulta irónico que un escenario dominado por zombis –o caminantes (walkers como lo registra TWD)– tenga ahora de antagonista a un hombre llamado Negan; pero si hay algo que la producción, basada en los cómics de Robert Kirkman, Tony Moore y Charlie Adlad, ha logrado construir, es la sensación de que no hay enemigo más poderoso que el ser humano que se voltea contra los suyos.
“¡Voy a golpear con la fuerza del infierno sobre uno de ustedes!”, vaticina Negan, sosteniendo en sus manos el bate  mientras que los sobrevivientes de TWD yacen hincados frente a él en el episodio 16 de la sexta temporada: El último día en la Tierra.
La escena, además de haber sido vista en su momento (el 3 de abril del 2016 ) por 14.9 millones (tan solo en Estados Unidos) puso a especular a todo mundo cuando el personaje interpretado por Morgan comienza a recitar un “de tin marín de do pingüé” sobre a quién le aplastará los sesos con un bate rodeado por púas y apodado Lucille.

“Nunca imaginé que este final pusiera de malas a tantas personas, pues muchos querían saber quién partiría del show para siempre, cortesía de mi bat; pero creo que es una gran decisión de los productores apostar por un final de suspenso –a la cliffhanger– donde estoy seguro más de uno agradecerá la espera”, asegura en entrevista con Esquire, Morgan de 50 años, con una sonrisa estilo bribón de los mejores deportistas rudos.

negan-twd-esquire.jpg

Los nuevos jefes de Morgan tuvieron que esconder a los miembros del reparto de TWD, encabezados por Andrew Lincoln y Norman Reedus, para que los curiosos cercanos al set de grabación en Senoia, Georgia, no pudieran tomar fotografías, ni infiltrar drones para tomar imágenes aéreas buscando averiguar, y luego divulgar en internet, quién sobrevivió y quién pereció ante Negan.
“Cuando grabamos la escena, a finales del 2015 ,para el episodio de abril, ni siquiera se filmó la parte del asesinato de Negan. Nosotros mismos no sabíamos quién saldría de ahí de pie y nos fuimos con la duda”, confiesa Morgan.

La revista The Hollywood Reporter difundió que, llegado el momento de filmar la escena decisiva, los productores de TWD optaron por filmar las 11 escenas de muerte, para así despistar a los aficionados del spoiler y que solo el editor de la serie y los realizadores podrían saber el desenlace. En agosto, seis mil aficionados a TWD abarrotaron el salón H del centro de convenciones de San Diego, en plena Comic-Con 2016, para averiguar más pistas sobre qué actor ya no estará en las filas de la serie. Morgan los dejó con la sonrisa congelada, cuando entró a la conferencia con el bate en la mano y apuntando a sus ahora compañeros de reparto, confirmando que no dejará el personaje de Negan, al cual le augura un exceso de atención y cobertura los siguientes meses.

Desde su origen, en plena temporada de Halloween del 2010, TWD, en su adaptación para televisión, se volvió una serie de culto instantáneo. Frank Darabont (Sueños de fuga) consiguió desarrollar la idea para dar inicio a esta producción cuya continuación quedó a cargo de Gale Anne Hurd (Terminator), creando una narrativa que no ha dejado de sorprender a su público durante 83 episodios.
Si bien el argumento editado por Image Comics ha inspirado de manera directa a la serie de televisión, algunos personajes y acontecimientos han cambiado, lo que hace que el nerviosismo crezca entre los seguidores de TWD, donde mientras celebran la inclusión de Morgan en el elenco, apuestan en internet sobre quién va a morir en las manos de Negan.

“Yo había sido fan de TWD desde sus inicios, vi todos los capítulos. De hecho, hace cinco años, promoviendo una película de género en la Comic-Con, alguien se me acercó con un cómic hablándome sobre la aparición de este nuevo personaje llamado Negan. Se me hizo fantástico de inmediato”.
“Para mí es un sueño hecho realidad, aunque es algo horrible para el resto de los personajes y para el público”, revela Morgan, luciendo su barba maltrecha.

Como villano, Negan es igual de psicópata que El gobernador de temporadas anteriores, pero él cuenta con una comunidad llamada the saviors con 70 miembros, resguardada en una fábrica oxidada llamada El santuario. Su prerrogativa es, supuestamente, resguardar a la Hilltop Colony (los más pacíficos) a cambio de la mitad de sus provisiones.

jeffreydean.jpg

El público de TWD pudo enterarse junto con el personaje estelar de Rick Grimes, Lincoln, de la existencia de Negan cuando distintos individuos que se lo han encontrado mientras huyen de los caminantes, les han hablado de él o los han robado en su nombre .
Así, cuando el episodio climático de primavera llegó, el espectador sabía que si su docena de personajes consentidos eran emboscados por Negan, venía el peor de los designios para ellos, sobre todo por cargar con una fama de asesinatos despiadados ante el menor pretexto de no contribuir con los saviors.

“Algo que tiene TWD, como algunas de las series más exitosas de  la televisión actual, es que la decisión sobre quién es el villano y quién no es cuestión de perspectiva. Creo que desde el punto de vista de Negan, ciertamente él no es un tipo malo”, dice Morgan entre risas. “Algo que me gusta de él es su carisma y sentido del humor, sin importar que es alguien que te puede matar en cualquier segundo. Creo que el personaje podrá provocar ocasionalmente la sonrisa del espectador… o tal vez no”.
Mientras que en el cómic Negan se caracteriza por un lenguaje laberíntico y por arrojar groserías como un beisbolista lanza salivazos, para la televisión Morgan tendrá que moderarse, aunque la grosería que, en inglés, empieza por  “F”, sí aparece a cada rato.
“Estudié mucho al personaje en el cómic y me memoricé cada una de sus poses características. Negan es muy original y así lo quiero representar”, dice el actor.

El productor y escritor Robert Kirkman alaba a Morgan por su trabajo: “La forma en la que Jeffrey lo interpreta tiene su propia calidez; además, te atrapa de inmediato, mientras que estás aterrorizado viéndolo. Creo que una vez que inicie la séptima temporada, va a ser un personaje muy amado por los fans. Es alguien que no puedes dejar de ver.”
La misma reacción de fascinación sucede con los compañeros de reparto, donde Morgan se sintió acogido y a quienes describe como una gran familia solidaria, quienes no abandonan a sus compañeros de reparto para irse a su tráiler a descansar, mientras los demás son atacados por zombis o amenazado por Lucille.

“Aunque nuestros personajes están sufriendo, tú, como actriz, estás diciéndote:  Jeffrey, como Negan, disfruta mucho cada palabra que surge de su boca al amenazarnos a todos los de mi grupo de supervivientes; pero luego te das cuenta de lo que va a hacer con ese bate y te dices: ‘¡No, no, no!’. Creo que eso es un tributo al trabajo de Morgan, a las sensaciones que te puede provocar”, dice Lauren Cohan, Maggie Greene, cuyo personaje está embarazada y es novia del oriental Glenn (Steven Yeun),
Cohan se refiere a la facilidad de Morgan para combinar lo físico con el dramatismo del diálogo, utilizado tanto en el episodio final de la temporada, como en la campaña publicitaria de la séptima, donde Negan anuncia y exige se respete una lista de reglas que, de no cumplirse, son un boleto directo para vérselas con Lucille.

“Lo curioso del guion de TWD es que te pones a escuchar lo que Morgan dice y hasta tiene cierta lógica dentro de un mundo sin reglas, en un universo apocalíptico. El asombro que causa es que son horriblemente lógicas”, anuncia la actriz Danai Gurira (Michonne).
Al igual que series fenómeno tipo Game of Thrones y Lost, TWD convierte en celebridad a todo actor que entre al escenario, comportándose algunos fans cual incansables zombis.
“Apenas llevo 12 minutos en pantalla y me percato cómo de las puertas y ventanas surgen fans de TWD. Estábamos grabando en Georgia y se acercaban a preguntarnos o a decirnos lo envueltos que estaban con la serie”, recuerda Morgan.
“Lo único que puedo asegurar de Morgan es que en esta temporada caminará un tigre de bengala, guardián mascota de un nuevo personaje llamado el Rey Ezekiel y su felino Shiva”, declaró Andrew Lincoln.
“Por el suspenso con el que iniciará la séptima, puedo decirles que es un inicio muy espantoso, pero les prometo que las cosas van a mejorar para los supervivientes”, declaró Lincoln en la Comic-Con, ante aficionados insistentes y un tanto desconsolados por saber que tendrán que decir adiós a alguien.

TWD ha sabido incrustar ya una imagen poderosa a la cultura pop a la que pertenece. ¿Quién sobrevirá?, resume no solo una cuestión de una serie, sino una característica del siglo XXI, que encuentra en el futuro más inquietud que respuestas favorables.
“Aún los dados no caen sobre la mesa. Todavía Negan podría voltearse a lastimar a uno de su propio grupo, en vez de a los 11 sobrevivientes”, dice Morgan por primera vez sin convencernos con su sonrisa franca, “lo que sí sé… es que estoy listo con ese bate para dar un golpe certero y sólido”.
Los primeros ocho episodios de la séptima temporada de The Walking Dead se podrán ver durante 2016.
negan-twd.jpg

DE FUEGO PURO
Jeffrey Dean Morgan no solamente puede presumir de haber hecho cine exitoso en distintos géneros, sino de que su madre es la principal promotora de sus logros como actor.
Mientras que en P.D. Te amo, al lado de la ganadora del Óscar, Hilary Swank, tuvo una historia de amor interpretando a un irlandés desparpajado, en la adaptación de la novela gráfica Watchmen se enfundó del cínico comediante, para después hacer una serie de filmes que le permitieron tener tiempo para la televisión.

En la serie ganadora del Emmy The good wife, al lado de Julianna Margulies, Morgan es Jason Crouse, un investigador privado bien intencionado que se vuelve interés romántico de la protagonista.
“Mi mamá estaba muy preocupada por mi decisión de interpretar a Negan en TWD, me dijo: ‘¿Qué va a pasar con tu imagen en The good wife?’ y yo le dije que no se preocupara”, contó Morgan en una entrevista televisiva.
El actor también disfruta de ser padre de un niño de 5 años y de estar casado con la actriz Hilarie Burton (One tree hill), a quienes mudó al estado de Nueva York, donde tiene una granja.
La imagen de botas y sombrero con la que Morgan se siente cómodo, incluso describiéndose con humor como un “hablador de vacas”, porque le gusta ponerles nombre, cuidarlas y pastorearlas, contrasta con su reciente rol en el cine, donde el mexicano Jonás Cuarón lo puso a ser un cazador de inmigrantes –a la manera de los letales minutemen– siguiendo el rastro del personaje de Gael García Bernal en Desierto.
Este mismo 2016, Morgan apareció, sin crédito, a manera de cameo, en Batman y Superman, encarnando al padre asesinado de Bruce Wayne, Thomas.
Jeffrey ha sabido sujetar su carrera y personajes, apropiándose de cada segundo para no necesitar poner su nombre en pantalla, como lo hizo con el bate Lucille, el cual, como un demonio, está abanicando fuego hacia nosotros.

CATEGORÍAS
Edición Actual
Síganos
¿Nos busca? Aquí nos encuentra
© 2012 Todos los derechos reservados | Diseñado por OMEGA WEB SYSTEMS